Miércoles, Diciembre 13

Knolling: La nueva forma de sacar fotos

Google+ Pinterest LinkedIn Tumblr +

Si te gusta la fotografía o quieres promocionar tu negocio en las redes sociales, tienes que conocer la tendencia “Bodegón” o “Knolling”. Con este método, tus fotos tendrán el efecto que desees y aquí te contamos cómo lograrlo.

Lo primero que debes saber, es que con esta técnica puedes lograr resultados increíbles en tus fotos con pocos recursos. Por esta razón, se ha convertido en la tendencia favorita de quienes buscan influir con productos, conceptos o lifestyle en las redes sociales.

En nuestro país, las productoras artísticas Magdalena Cofré y Javiera Pérez, ambas profesoras en La Escuela The College of Fashion & Design, se unieron con Samsung Electronics para enseñarte a realizar tu propio “bodegón” o “knolling”.

Primero que todo debes escoger el objeto principal, si no tienes piensa que todo te puede servir, desde un tarro de salsa de tomate hasta la rueda de una bicicleta. Lo importante es que no te limites. “Si quieres promocionar un producto determinado, ese será tu objeto principal. Si sólo tienes ganas de realizar tu propio bodegón, deja volar tu imaginación y busca en todos los rincones de tu casa”, recomienda Magdalena Cofré, líder del taller de bodegones realizado con la cámara del Galaxy S8.

Luego piensa en el concepto. Éste puede aludir a un color, una estación del año, una época, una moda, una profesión, un país, un género musical, etc. “El concepto es la idea que quieres inspirar a través de la imagen, es clave definirlo antes de buscar los materiales que utilizarás para complementar tu bodegón. Por ejemplo, si quieres promocionar un par de zapatos brillantes, el concepto puede ser disco”, dice Javiera Pérez, artista visual y productora.

El tercer paso es buscar los elementos que complementarán la imagen. Puedes utilizar cerámicas, platos de porcelana, géneros, papeles, todo lo que te puedas imaginar. Lo importante es que todos los elementos que selecciones empalmen con el concepto general y no acaparen la atención ya que el objeto principal debe destacar por sobre los demás. Hay que tener creatividad.

Antes de organizar los objetos que conformarán tu bodegón debes definir tres elementos fundamentales: el espacio, la luz y el plano fotográfico. El espacio es clave, lo ideal es que ubiques los objetos sobre una superficie sólida, plana y de un color neutro. Así, los objetos no se moverán, lo que te permitirá capturar las imágenes fácilmente. La iluminación es otro componente importante, así que debes elegir un espacio con luz natural. De lo contrario, instala el bodegón en medio de dos lámparas que apunten hacia los objetos que vas a fotografiar.

Respecto de los planos, existen diversos tipos. Uno de los más utilizados por los productores artísticos es el cenital (desde arriba), ya que es limpio y fácil de lograr cuando se quieren fotografiar objetos pequeños.

Si ya organizaste todos los objetos, ¡estás lista para buscar tu cámara y disparar sin parar!

Share.

Leave A Reply